Connect with us

INTERNACIONAL

US personnel injured in latest militant base attack in Iraq

Published

on


Read this article for free!

Plus get unlimited access to thousands of articles, videos and more with your free account!

Please enter a valid email address.

By entering your email, you are agreeing to Fox News Terms of Service and Privacy Policy, which includes our Notice of Financial Incentive. To access the content, check your email and follow the instructions provided.

U.S. personnel were injured during an attack on the Al-Asad Airbase in Iraq Saturday, and a member of Iraq’s security forces was seriously wounded, according to reports.

The base came under a tactical missile attack, and more than 15 U.S. Patriot missiles were launched to intercept. But some missiles got through, according to Charles Lister, a senior fellow and director of the Middle East Institute Syria Program and the Middle East Institute Countering Terrorism and Extremism Program. 

The Islamic Resistance in Iraq, an umbrella group of Iran-backed Iraqi militants, claimed responsibility, Lister wrote. 

The Al-Asad Airbase in Iraq entrance

U.S. personnel were injured during an attack on the Al-Asad Airbase in Iraq, pictured, Saturday, and a member of Iraq’s security forces was seriously wounded, according to reports. (Getty Images)

US MILITARY BASES IN IRAQ, SYRIA ATTACKED AGAIN, BRINGING TOTAL TO AT LEAST 90 SINCE OCT. 17

A defense official told Fox News the missiles were launched from inside Iraq and that two U.S. personnel sustained concussions described by the Pentagon as «traumatic brain force injuries.»

Fox News Digital has reached out to the State Department and the White House for comment but did not immediately receive a response. 

A map showing the Al-Asad Airbase in Iraq

The Al-Asad Airbase in Iraq came under attack Saturday. (Google Maps)

IRAN ANNOUNCES STRIKES IN NORTHERN IRAQ, SYRIA

Since the Israel-Hamas war began in October, the U.S. military has come under attack at least 58 times in Iraq and another 83 times in Syria by Iran-backed militants, usually with a mix of rockets and one-way attack drones, according to Reuters. The militants are seeking to impose a cost on the United States for its support of Israel against Iran-backed Palestinian militant group Hamas.

Map of Iraq and Syria

Various militia groups have launched more than 130 attacks on U.S. forces stationed in Iraq and Syria since the outbreak of the Israel-Hamas war in Gaza. (Fox News)

CLICK HERE TO GET THE FOX NEWS APP

The U.S. has 900 troops in Syria and 2,500 in Iraq on a mission to advise and assist local forces trying to prevent a resurgence of the Islamic State, which in 2014 seized large parts of both countries before being defeated.

The attack comes after three armed drones were shot down in Iraq Tuesday near where U.S. and other international forces are stationed, officials said.

Reuters contributed to this report. 



Source link

INTERNACIONAL

Un monasterio reconstruido gracias a la venta de cerveza da esperanza a una región afectada por el terremoto

Published

on


NORCIA, Italia — Puede que hayan elegido una vida contemplativa de oración, alejada de los asuntos mundiales, pero el mes pasado una pequeña comunidad de monjes benedictinos organizó una gran fiesta para la inauguración de su nuevo monasterio en una colina que domina la ciudad de Norcia, en el centro de Italia, donde nació San Benito.

Después de una misa y una cena para 1.000 personas (aproximadamente la mitad de ellos residentes de Norcia), los monjes se instalaron oficialmente, ocho años después de que un devastador terremoto trastornara una parte considerable de Norcia y destruyera su espacio anterior.

En las festividades sirvieron “Nursia”, su cerveza artesanal cuyas ventas apoyaron la restauración del monasterio capuchino del siglo XVI que la comunidad había comprado después de regresar a Norcia hace 25 años, luego de una pausa de dos siglos.

La celebración fue también un momento de esperanza para una zona que luchaba por revivir después de que el terremoto agravara años de despoblación.

El reverendo Benedict Nivakoff con vecinos bebiendo la cerveza artesanal del monasterio en la fiesta de San Benito. Los visitantes se sienten a menudo inspirados por los esfuerzos del monasterio y hacen donaciones cuando compran una caja, dijo. Foto Alessandro Penso para The New York Times

«Podrían haberse ido después del terremoto», dijo Alberto Naticchioni, ex alcalde de Norcia, sobre los 20 monjes.

“En lugar de eso, se arremangaron y comenzaron a reconstruir. Dio una señal importante”.

Norcia estuvo entre las 138 ciudades y pueblos de los Apeninos centrales devastados por terremotos en 2016.

Dos meses después de que un terremoto en la región matara a casi 300 personas en agosto, Norcia fue sacudida por un terremoto de magnitud 6,5, el más fuerte en Italia desde 1980.

No se reportaron muertes en el terremoto de octubre porque muchas personas habían sido evacuadas.

Pero muchas casas y edificios históricos se derrumbaron, incluida la Basílica de San Benito y el antiguo monasterio de los monjes.

(San Benito, que nació en Norcia alrededor del año 480, fundó varias comunidades monásticas y su filosofía formó el precepto básico de miles de monasterios en Europa).

Más del 80% de Norcia sufrió daños durante el terremoto de octubre de 2016, según el alcalde Giuliano Boccanera. La burocracia, la pandemia y los costes de construcción han ralentizado la reconstrucción. Foto Alessandro Penso para The New York TimesMás del 80% de Norcia sufrió daños durante el terremoto de octubre de 2016, según el alcalde Giuliano Boccanera. La burocracia, la pandemia y los costes de construcción han ralentizado la reconstrucción. Foto Alessandro Penso para The New York Times

Desde los terremotos, muchas ciudades han luchado por reconstruir, obstaculizadas por la burocracia, los retrasos relacionados con la pandemia, la escasez de empresas constructoras disponibles y un fuerte aumento en el costo de los materiales.

Para los monjes, sin embargo, la recaudación de fondos se vio favorecida por las ventas de cerveza, «que se mantuvieron bastante estables» en todo momento, «a pesar del COVID y la guerra en Ucrania», dijo el reverendo Augustine Wilmeth, jefe cervecero del monasterio, que el mes pasado fue elevado. al estatus de abadía, lo que indica que se había arraigado allí.

El reverendo Benedict Nivakoff, el abad, dijo que las ventas de cerveza cubrieron entre el 15% y el 20% de la reconstrucción, y las donaciones financiaron el resto.

Cientos de personas cuyas casas fueron destruidas por el terremoto siguen viviendo en casas prefabricadas en las afueras de Norcia. Foto Alessandro Penso para The New York TimesCientos de personas cuyas casas fueron destruidas por el terremoto siguen viviendo en casas prefabricadas en las afueras de Norcia. Foto Alessandro Penso para The New York Times

En su homilía en una misa que celebraba la fiesta de San Benito el 11 de julio, Nivakoff habló de la “virtud de la paciencia”.

Pero dijo en una entrevista que para los monjes y los residentes de la región afectada por el terremoto (unas 575.000 personas, según estimaciones del gobierno) “ha sido difícil”.

La despoblación de la zona había comenzado mucho antes del terremoto, y los jóvenes emigraron a las ciudades.

“Muchas personas en la zona se están dando por vencidas”, dijo Giulia Bitrai, de 27 años, maestra de escuela que comparte una casa prefabricada con su madre y su abuela, en una tarde sofocante mientras tendía la ropa a lo largo de una valla metálica.

«No hay muchas oportunidades para los jóvenes y los mayores se preguntan si algún día volverán a ver sus hogares».

De modo que la reconstrucción también ha significado imaginar comunidades más viables.

Giuseppe Ansuini, a la izquierda, y su hijo Emiliano Ansuini, en el centro, con Giuseppina Panella delante de su tienda de delicatessen en Norcia. "Tenemos que dar las gracias a los turistas, a la gente que cree en esto; de lo contrario, estaríamos en la ruina", dijo Emiliano, cuya casa, al igual que la de su padre, aún no ha sido reconstruida. Foto Alessandro Penso para The New York TimesGiuseppe Ansuini, a la izquierda, y su hijo Emiliano Ansuini, en el centro, con Giuseppina Panella delante de su tienda de delicatessen en Norcia. «Tenemos que dar las gracias a los turistas, a la gente que cree en esto; de lo contrario, estaríamos en la ruina», dijo Emiliano, cuya casa, al igual que la de su padre, aún no ha sido reconstruida. Foto Alessandro Penso para The New York Times

Guido Castelli, un alto funcionario para la reconstrucción de Italia después del terremoto, dijo que se estaban realizando inversiones sustanciales en conectividad digital, energía renovable y nuevos centros ferroviarios.

Además, un impuesto fijo del 7% introducido en 2019 para atraer a la gente a vivir en las cada vez más pequeñas aldeas del sur de Italia se extendió a las zonas afectadas por el terremoto.

Pero todavía queda la cuestión de dónde podría vivir la gente.

Según cifras del gobierno, alrededor de 11.000 familias afectadas por los terremotos de 2016 permanecen en viviendas temporales subsidiadas.

Hoy en día, las afueras de Norcia están repletas de barrios improvisados.

Después de ocho años, algunas escaleras de entrada están llenas de flores, mientras que otros residentes han agregado parrillas y muebles de jardín.

Una residente, Maria Severini, de 71 años, lamentó que era poco probable que su casa en San Pellegrino, una ciudad al sur de Norcia, fuera reconstruida pronto.

Monjes en el monasterio durante el almuerzo de la semana pasada. Su presencia ha contribuido a que Norcia vuelva a crecer. Foto Alessandro Penso para The New York TimesMonjes en el monasterio durante el almuerzo de la semana pasada. Su presencia ha contribuido a que Norcia vuelva a crecer. Foto Alessandro Penso para The New York Times

La ciudad, prácticamente arrasada por el terremoto de agosto, permanece abandonada.

Sus preocupaciones pueden tener algo de fundamento: en algunas partes de Italia, la gente ha estado viviendo en hogares temporales después del terremoto durante más de un siglo.

“Al menos aquí no tengo escaleras que subir a medida que envejezco”, dijo Severini. No estaba claro si estaba siendo irónica.

Habitantes

Varios lugareños, cuando se les preguntó por qué se quedaban, respondieron que era su casa.

«Creamos esto: ¿adónde vamos a ir?» dijo Giuseppe Ansuini, de 77 años, sentado en su Norcineria, el equivalente a una tienda de delicatessen, que heredó de su padre y pasó a su hijo.

Sobre él, un cartel declaraba a Norcia entre “las ciudades más bellas de Italia”.

Sin embargo, el turismo, un importante motor económico, sigue muy por debajo de sus niveles anteriores a 2016.

Entonces la ciudad podría acoger a unos 3.600 huéspedes durante la noche, afirmó el alcalde.

Ahora se ha reducido a 1.000.

La presencia de los monjes ha ayudado a atraer visitantes, afirmó el alcalde Giuliano Boccanera.

También han atraído a familias católicas que se trasladaron a la zona para participar en sus prácticas religiosas tradicionales.

Y los propios monjes son trasplantes: sólo dos son italianos, el resto proviene de todo el mundo, incluidos varios de Estados Unidos.

“Aquí hicimos votos, votos que eran de por vida”, dijo Nivakoff.

«Nuestra esperanza era ceñirnos a eso».

c.2024 The New York Times Company

Continue Reading

LO MAS LEIDO

Tendencias

Copyright © 2024 - NDM Noticias del Momento - #Noticias #Chimentos #Politica #Fútbol #Economia #Sociedad