Connect with us

POLITICA

Cuatro razones por las que sentís la necesidad de comer azúcar o carbohidratos

Published

on


A veces los planes de comer saludable se ven saboteados por una fuerte ansia de comer alimentos dulces, salados o ricos en carbohidratos. Hay muchas razones detrás, pero estas son las cuatro más comunes:

1. Caída drástica del nivel de azúcar en sangre

El azúcar es una fuente de energía clave y su sabor es una de las experiencias sensoriales más básicas. Incluso sin receptores específicos del sabor dulce en la lengua, se puede desarrollar una fuerte preferencia, lo que indica un mecanismo que va más allá del gusto.

Las neuronas que responden al azúcar se activan cuando ésta llega al intestino, lo que puede aumentar el apetito y hacer que quieras consumir más. Ceder a las ansias de comerla también provoca más apetito por más azúcar.

A largo plazo, una dieta rica en este ingrediente puede afectar el estado de ánimo, la digestión y la inflamación intestinal. Comer regularmente alimentos azucarados y ricos en carbohidratos puede provocar drásticos incrementos y caídas rápidos en los niveles de azúcar en la sangre. Cuando bajan, el cuerpo puede responder ansiando una fuente rápida de energía, a menudo en forma de azúcar y carbohidratos, porque estos ofrecen la forma de energía más rápida y fácilmente accesible.

2. Descensos de dopamina y serotonina

Ciertos neurotransmisores, como la dopamina, están involucrados en los centros de recompensa y placer del cerebro. Comer alimentos azucarados y ricos en carbohidratos puede desencadenar su liberación, creando una experiencia placentera y reforzando la ansiedad por ellos.

La serotonina, la hormona del bienestar, suprime el apetito. Los cambios naturales en ésta pueden influir en las fluctuaciones diarias del estado de ánimo, los niveles de energía y la atención.

También se asocia con comer más alimentos ricos en carbohidratos por la tarde. Las dietas bajas en carbohidratos pueden reducir la serotonina y bajar el estado de ánimo. Sin embargo, una revisión sistemática reciente sugiere que hay poca asociación entre estas dietas y el riesgo de ansiedad y depresión.

En comparación con los hombres, las mujeres tienden a desear más alimentos ricos en carbohidratos. Sentirse irritable, cansada, deprimida o tener antojos de carbohidratos son parte de los síntomas premenstruales y podrían estar relacionados con niveles reducidos de serotonina.

3. Pérdida de líquidos y descensos de azúcar y sal en sangre

A veces el cuerpo ansía las cosas que le faltan, como hidratación o sal. Una dieta baja en carbohidratos, por ejemplo, disminuye los niveles de insulina, reduciendo la retención de sodio y agua.

Las dietas muy bajas en carbohidratos, como las cetogénicas, inducen a un estado metabólico en el que el cuerpo pasa a usar la grasa como fuente principal de energía, alejándose de la dependencia habitual de los carbohidratos. Pero la cetosis a menudo se asocia con una mayor producción de orina, lo que contribuye aún más a la posible pérdida de líquidos, desequilibrios electrolíticos y antojos de sal.

4. Altos niveles de estrés o alteración emocional

Estos estados pueden provocar una ansiedad por comer alimentos reconfortantes debido a que las hormonas relacionadas con el estrés pueden afectar el apetito, saciedad y preferencias alimentarias.

La hormona del estrés, el cortisol, en particular, puede generar una ansiedad por alimentos dulces reconfortantes. Un estudio encontró que el estrés crónico, cuando se combina con una dieta alta en calorías, aumenta la ingesta de alimentos y la preferencia por los dulces.

Consejos para frenar estas ansias:

1. No elimines grupos de alimentos completos. Tratá de llevar una dieta bien equilibrada e incluir suficiente proteína en tus comidas para ayudar a sentirte lleno y reducir la necesidad de comer alimentos azucarados y ricos en carbohidratos.

Los alimentos ricos en fibra, como verduras y cereales integrales, te sacían y estabilizan los niveles de azúcar en sangre. Los ejemplos incluyen brócoli, quinoa, arroz integral, avena, porotos, lentejas y cereales de salvado.

Sustituí los carbohidratos refinados con alto contenido de azúcar, como galletas procesadas, gaseosas o productos horneados, por otros más complejos como pan integral o muffins integrales, barras de nueces y semillas o bocados energéticos elaborados con semillas de chía y avena.

2. Gestioná tus niveles de estrés. Practicá técnicas como la meditación, respiración profunda o yoga para controlar los desencadenantes emocionales de las ansias por alimentos.

Practicar una alimentación consciente, comiendo lentamente y sintonizando las sensaciones corporales, también puede reducir la ingesta diaria de calorías y frenar los antojos y la alimentación impulsada por el estrés.

3. Dormí lo suficiente. Tratá de dormir entre siete y ocho horas de calidad por noche, ya que la falta de sueño puede alterar las hormonas que regulan el hambre y los antojos.

4. Controlá tus porciones. Si querés darte un capricho, controláel tamaño de tu porción para evitar excederte.

Fuente: BBC Mundo

Source link

POLITICA

El Gobierno rechazó las críticas de un alto funcionario de la ONU: “Los derechos de todos los argentinos están absolutamente garantizados”

Published

on


A través de su representante en Ginebra, el Gobierno rechazó duramente las críticas del Alto Comisionado para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, Volker Türk, a la situación social en Argentina bajo la administración de Javier Milei: al recorte de gastos en organismos públicos, a su política anti género y anti Agenda 2030.

“Los derechos de todos los argentinos están absolutamente garantizados” en la Argentina le retrucó este jueves el embajador ante organismos internacionales, Carlos Foradori al Alto Comisionado Türk. “No se preocupe tanto por la Argentina. Hasta ahora nos arreglamos solos. Y cuando necesitemos de su ayuda, seremos los primeros en requerir su auxilio. Por ahora nos acostumbramos a vivir con independencia, en paz y en libertad”, le dijo luego de quejarse de que el funcionario internacional dedicaba «más tiempo» a criticar a la Argentina que a dictaduras como Venezuela y Nicaragua o a dramas como el de la guerra en Ucrania y Yemen.

Türk, un austriaco que paradójicamente no era el candidato a ese puesto del gobierno Alberto Férnandez, es hoy un fuerte criticó de las políticas de Milei, al punto de que en Buenos Aires están convencidos de que el kirchnerismo, que tienen inmensa llegada a los organismos de derechos humanos internacionales, «lo nutre con sus denuncias contra el gobierno de la Libertad Avanza».

El martes, en su alocución sorprendió a la delegación argentina con un fuerte discurso «En Argentina, las medidas propuestas y adoptadas recientemente corren el riesgo de socavar la protección de los derechos humanos. Estos incluyen recortes en el gasto público que afectan particularmente a los más marginados, el cierre anunciado de las instituciones estatales dedicadas a los derechos de las mujeres y el acceso a la justicia, y una instrucción del Ministerio de Relaciones Exteriores de suspender la participación en todos los eventos en el extranjero relacionados con la Agenda 2030”, dijo y luego también arremetió: “Insto a las autoridades a que coloquen los derechos humanos en el centro de su formulación de políticas, para construir una sociedad más cohesiva e inclusiva. Esto también significa el pleno respeto del derecho a la reunión pacífica y a la libertad de expresión”.

Este jueves le llegó el turno a Foradori que empezó reprochándole el especial interés por la Argentina. Lo hizo con ironías. “Parece que de acuerdo al informe del alto comisionado, el alto comisionado ha perdido el sueño por la situación de los derechos humanos en la Argentina”. Y luego le recordó que los derechos humanos eran “política de Estado” aquí y que “todos los tratados internacionales de derechos humanos tienen jerarquía constitucional” en el país.

“El cierre del misterio de la mujer criticado es por una reducción del Estado luego del descalabro económico del anterior gobierno. A pesar de ello, los derechos de todos los argentinos están absolutamente garantizados” , dijo Foradori este jueves ante las críticas internacionales por el cierre del llamado Ministerio de Mujeres, Género y Diversidades. Es parte de la pelea con los organismos internacionales porque los Libertarios rechazan sumarse a la llamada Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, al punto que la Casa Rosada puso a la abogada Ursula Basset a controlar los discursos de la Cancillerías y otros ministerios para evitar que haya compromisos no aprobados por Milei.

“No encontré, paradójicamente, en su anterior informe ninguna mención ni preocupación por el 40% de pobres que dejó el anterior gobierno. Me sorprende que el alto comisionado esté tan preocupado por la Argentina pretendiendo intervenir en enero pasado en el debate de una ley que se trataba en el Congreso, la que, a pesar de su inquietud, recibió la aprobación en general del Congreso Nacional con mayoría opositora. Confíe un poquito más en nosotros”, advirtió en otro capítulo de la tensión que impera entre el Gobierno de la Libertad Avanza y los organismos internacionales.

La Agenda 2030 continúa los Objetivos de Desarrollo del Milenio (2000-2015) de la ONU para la erradicación de la pobreza extrema y el hambre o la mejora en el acceso a la educación. Para el Gobierno esa es una agenda de «socialista» y «progresista» que choca contra su agenda más conservadora.

Pero a través de organismos como el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), las Madres y las Buenas de Plaza de Mayo, o incluso el movimiento sindical -que llevó sus quejas a la Organización Internacional del Trabajo (OIT)- la agenda Milei es denunciada en el exterior. Lo acusan incluso de “criminalizar la protesta social» y «reprimir» las manifestaciones. Libran una batalla contra la política anti piquete del Presidente y su ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

En enero pasado, por pedido de Türk, el representante regional del Alto Comisionado, Jan Jarab, pidió participar de las audiencias en el Congreso por las llamada Ley Bases y el paquete fiscal a fin de “proteger” los derechos humanos de los argentinos. Eso molestó mucho al mGoberno.

El Alto Comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, Volker Tük
Foto Reuter.

Este jueves, Foradori insistió con que el Gobierno “garantiza totalmente la reunión pacífica y la libertad de expresión, pero algunos otros no tanto” y le recordó a Türk que hubo hechos de violencia por parte de manifestantes en el reciente debate de la ley en el Senado.

“Me fascina el brillante desequilibrio demostrado a la hora de juzgar. Dedicó a la Argentina el mismo espacio y tiempo que a Haití, Yemen y a la Ucrania, ocupada por Rusia, entre otros. Pero se olvidó también de Venezuela y Nicaragua. A cualquiera le puede pasar”, le redondeó irónico el diplomático, que fue vicecanciller durante la administración de Mauricio Macri.

Continue Reading

LO MAS LEIDO

Tendencias

Copyright © 2024 - NDM Noticias del Momento - #Noticias #Chimentos #Politica #Fútbol #Economia #Sociedad