Connect with us

SOCIEDAD

Estos son los escenarios en los cuales podrías sobrevivir a la caída libre de un elevador y vivir para contarlo

Si se decide saltar justo antes de que el ascensor toque el suelo, la velocidad de salto se suma a la velocidad de ascenso

Published

on

Elevador
Al colisionar con el suelo, la velocidad de caída resultante será inferior a la del ascensor. (Comercio y Justicia)

En el inquietante escenario de una caída de un elevador, es probable creer que saltar en el momento preciso puede marcar la diferencia entre la vida y la muerte. Es fundamental comprender, desde el inicio, que tanto el ascensor como el cuerpo humano están en caída libre durante este incidente.

La detención abrupta ocurrirá cuando el elevador impacte contra el fondo del hueco. Ahora bien, ¿sería el acto de saltar en este momento una estrategia efectiva para atenuar el impacto?

Para entenderlo mejor, visualicemos una simulación teórica, imaginando la colocación de una cámara en el ascensor para analizar los eventos finales en cámara lenta.

Elevador
En una situación de caída libre, agarrarse a alguna barandilla se vuelve esencial. (supersfmk)

Si se decide saltar justo antes de que el elevador toque el suelo, en este instante, la velocidad de salto se suma a la velocidad de ascenso del ascensor. Sin embargo, al colisionar con el suelo, la velocidad de caída resultante será inferior a la del elevador. Este fenómeno se traduce en una disminución de la velocidad de impacto.

Elevador
Una caída desde siete pisos de 21 metros equivaldría a caer desde 14 metros. (supersfmk)

Altura, distancia y peso en juego

En términos de altura, la capacidad de salto se asemeja a la de un individuo promedio. Considerando una caída desde un piso de 3 metros, una sincronización adecuada, el impacto sería comparable al de una caída desde 80 cm.

Aunque las lesiones podrían ocurrir, el tiempo disponible para reaccionar sería mínimo, con apenas 0,8 segundos.

Elevador
Aunque la idea de proteger la cabeza puede parecer intuitiva, dejarla desprotegida aumenta el riesgo. (Ascensores J. Pascual)

Ahora, en el caso de una caída desde tres pisos de 9 metros, el impacto equivaldría a una caída desde 4,7 metros. Aunque podrían surgir lesiones, las posibilidades de sobrevivir serían significativas, con una ventana de tiempo igualmente ajustada de 0,8 segundos.

Avancemos a una caída desde cinco pisos de 15 metros. El impacto sería similar a una caída desde 9 metros, marcando la diferencia entre una muerte probable y la posibilidad de sobrevivir. En este escenario, el tiempo para reaccionar sería de apenas 1,7 segundos.

Finalmente, una caída desde siete pisos de 21 metros equivaldría a caer desde 14 metros, y el tiempo disponible para asimilar la situación antes del impacto sería de aproximadamente 2 segundos.

Elevador
El cráneo humano, puede soportar alrededor de 520 libras de fuerza antes de aplastarse. (beltrans)

Es necesario desacreditar la sugerencia común de tumbarse en el ascensor para distribuir la fuerza del impacto por todo el cuerpo. Aunque la idea de proteger la cabeza puede parecer intuitiva, dejarla desprotegida aumenta significativamente el riesgo de traumatismos craneoencefálicos, siendo la principal causa de muerte en caídas. En esto, resulta preferible que las piernas absorban el impacto.

¿Se puede o no saltar y salvarse?

La habilidad de saltar desde el suelo del ascensor, aunque pudiera parecer instintiva, se ve obstaculizada por la gravedad, que tiende a separar al individuo del suelo.

En una situación de caída libre, agarrarse a alguna barandilla se vuelve esencial para mantener el contacto con el suelo.

Elevador
Una caída desde siete pisos de 21 metros equivaldría a caer desde 14 metros. (vertika)

En cuanto a la resistencia del cuerpo humano, el fémur, el hueso más fuerte, puede soportar hasta 1,800 libras por pulgada cuadrada. Sin embargo, estos límites varían según factores individuales como la condición física, la edad y la salud general.

En relación al cráneo humano, puede soportar alrededor de 520 libras de fuerza antes de aplastarse, superando en resistencia al acero y al hormigón de la misma masa. No obstante, estos valores están sujetos a variaciones según la edad y la salud general de la persona.

SOCIEDAD

Cuáles son los supuestos en los que se puede adelantar la jubilación

La posibilidad de adelantar el momento del retiro en España está sujeta a diversas condiciones. Estas son las más comunes

Published

on

Dos jubilados mirando una obra. (Europa Press)
Dos jubilados mirando una obra. (Europa Press)

La posibilidad de adelantar la jubilación en España está sujeta a diversas condiciones y supuestos, que dependen de factores como la causa del cese laboral, el tiempo cotizado y las características personales del trabajador. Estos son los principales escenarios en los que es posible acceder a la jubilación anticipada.

Jubilación Anticipada Voluntaria

La jubilación anticipada voluntaria permite a los trabajadores retirarse hasta dos años antes de la edad legal de jubilación. En 2024, la edad ordinaria de jubilación es de 66 años y 6 meses para aquellos con menos de 38 años y 6 meses cotizados, y de 65 años para quienes superan ese período de cotización. Por lo tanto, los trabajadores pueden jubilarse voluntariamente a partir de los 64 o 63 años, respectivamente. Sin embargo, esta modalidad está sujeta a coeficientes reductores que disminuyen la cuantía de la pensión en función del tiempo adelantado y los años cotizados.

Jubilación Anticipada Involuntaria

En este segundo supuesto, los trabajadores que pierden su empleo por causas no imputables a ellos mismos pueden acceder a la jubilación anticipada involuntaria. Este tipo de jubilación permite adelantar la edad de retiro hasta cuatro años, lo que significa que se pueden jubilar a partir de los 61 años si la edad ordinaria es de 65. Para acceder a esta modalidad, es necesario haber cotizado al menos 33 años y estar inscrito como demandante de empleo durante al menos seis meses antes de realizar la solicitud. Las causas que permiten esta jubilación incluyen despidos colectivos, despidos objetivos por razones económicas, técnicas, organizativas o de producción -las causas que motivan un ERE en las empresas-, y modificaciones sustanciales en las condiciones de trabajo.

Trabajos de Naturaleza Especial

Hay algunos trabajos considerados especialmente complicados, peligrosos o insalubres permiten a los trabajadores acceder a la jubilación anticipada con edades reducidas. Este grupo incluye profesiones como la minería, trabajos aéreos y ferroviarios, bomberos, policías, algunos artistas -los cantantes, bailarines y trapecistas-, y los trabajadores del sector taurino, entre otros. En estos casos, la edad de jubilación se reduce en función de la naturaleza del trabajo y del tiempo cotizado en dicho sector. Además, los trabajadores con una discapacidad igual o superior al 45% también pueden adelantar su jubilación.

Mutualistas y otras circunstancias

Los trabajadores mutualistas pueden jubilarse a partir de los 60 años. Además, existen modalidades como la jubilación parcial o flexible, que permiten compatibilizar el trabajo a tiempo parcial con el cobro de una parte de la pensión.

Sin embargo, independientemente del tipo de jubilación anticipada, existen penalizaciones que reducen la cuantía de la pensión. Estos coeficientes reductores se aplican mensualmente y pueden oscilar entre el 2,81% y el 21%, dependiendo del tiempo que se haya adelantado el momento del retiro y de los años cotizados. Es crucial que los trabajadores consideren estas reducciones al planificar su jubilación, ya que pueden afectar significativamente su ingreso mensual durante la jubilación.

La jubilación anticipada en España está diseñada para ofrecer flexibilidad a los trabajadores, pero está sujeta a diversas condiciones y penalizaciones que deben evaluarse cuidadosamente.

Continue Reading

LO MAS LEIDO

Tendencias

Copyright © 2024 - NDM Noticias del Momento - #Noticias #Chimentos #Politica #Fútbol #Economia #Sociedad