Connect with us

POLITICA

Sergio Massa busca retomar su agenda económica para intentar contener el impacto del escándalo de Insaurralde

Federico Otermin, Axel Kicillof, Martín Insaurralde, Sergio Massa y Wado de Pedro, en un acto de UxP. (Foto: @minsaurralde/Twitter)Massa, Máximo Kirchner y Kicillof, salpicados por el escándalo. (Foto: NA)Massa intenta retomar su agenda económica para alejarse del escándalo de Insaurralde. Foto: Comunicación Unión por la Patria.

Published

on

El escándalo de Martín Insaurralde impactó de lleno en la campaña presidencial de Unión por la Patria. Mientras intentan hacer control de daños tras la difusión de imágenes de las lujosas vacaciones del (ahora ex) funcionario bonaerense con la modelo Sofía Clerici, en el oficialismo buscan retomar la agenda económica para tapar el escándalo y apuntalar la figura de Sergio Massa antes de las elecciones presidenciales.

En la sede de campaña de UxP creen que, hasta la explosión del caso Insaurralde, se había logrado comenzar a desarticular las ideas de Javier Milei. Un colaborador de Massa pone un ejemplo concreto: “La gente había comenzado a dejar de hablar de la dolarización para ver si iba a recibir la devolución del IVA”. El escándalo del YateGate desenfocó la campaña y hace que de alguna manera el oficialismo tenga que volver a empezar.

Leé también: El caso Insaurralde impacta en la campaña, pero también debilita a Máximo Kirchner que pierde un aliado clave

“Habíamos logrado desandar algunas ideas de Milei respecto de la dolarización, los vouchers para estudiar, la privatización de la salud y las jubilaciones…”, se lamentan en el oficialismo. Saben que el caso protagonizado por el exintendente de Lomas de Zamora se amolda perfecto al discurso anti casta de Milei.

Cerca de Massa explican a TN que ya encargaron trabajos a consultorías para ver de qué manera impactará el caso en la imagen del ministro de Economía. “No lo tengo tan claro. Es cierto que golpeó en la agenda, pero también que en cuatro horas estaba afuera (de la jefatura de Gabinete de Axel Kicillof) y Massa lo hizo bajar de su candidatura (a concejal). Ahora es un tema judicial”.

En este sentido, en el oficialismo dicen que Massa se puso rápidamente al frente del caso y tomó la decisión de que Insaurralde no pertenezca más al gobierno de Kicillof.

Massa, Máximo Kirchner y Kicillof, salpicados por el escándalo. (Foto: NA)
Massa, Máximo Kirchner y Kicillof, salpicados por el escándalo. (Foto: NA)

Sergio Massa busca retomar su agenda económica para intentar aplacar el escándalo de Insaurralde

Enfocado en dar vuelta la página, el ministro de Economía intentará ahora retomar el camino que se había iniciado antes del escándalo, con varios viajes programados al interior del país y la idea de instalar una agenda de propuestas económicas. El domingo, durante el debate, mostró signos de esta estrategia, que busca polarizar con Milei para entrar al balotaje.

Por caso, el equipo de comunicación de Massa comenzó este lunes a dar detalles de la Moneda Digital Argentina, una de las propuestas del tigrense en caso de que se convierta en presidente. Esta clase de iniciativa, sirve, además, para contrastar con las ideas de Milei: “Mientras otros candidatos proponen la fantasia de la dolarización sin explicación o el bimonetarismo libre, el programa de la MDA introduce incentivos para alentar el uso de medios digitales, revisando el esquema de retenciones impositivas y otras medidas impositivas”.

Este miércoles darán otro paso en ese sentido: la Comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados retomará el análisis del proyecto de ley del Gobierno que establece la devolución del IVA para los productos de la canasta básica a sectores con menores ingresos. El oficialismo aspira a emitir un dictamen de mayoría en respaldo a la iniciativa, con el fin de poder llevarla al recinto la próxima semana.

Leé también: Dura crítica de Macri por el escándalo de Insaurralde: “Es de una impunidad grotesca”

Massa no es el único perjudicado por el escándalo: los videos y fotos del ahora exjefe de Gabinete provincial son un golpe por partida doble para el kirchnerismo: se trata de un mazazo para la campaña de Axel Kicillof y un duro revés para Máximo Kirchner, considerado el sostén político de Insaurralde.

Massa intenta retomar su agenda económica para alejarse del escándalo de Insaurralde. Foto: Comunicación Unión por la Patria.
Massa intenta retomar su agenda económica para alejarse del escándalo de Insaurralde. Foto: Comunicación Unión por la Patria.

Cerca del gobernador bonaerense no le bajan el precio al escándalo: dicen que el viaje del dirigente lomense es “inaceptable” y reconocen que tendrá impacto político en la campaña. “Da bronca porque no sobra mucho. En una elección ajustada todo vale. Y estas cosas no ayudan”, se lamentó un dirigente bonaerense.

Leé también: Semana clave para el caso “Chocolate” Rigau: empiezan a declarar contra los camaristas que anularon la causa

Para el equipo del gobernador, el caso reúne todos los condimentos de un verdadero escándalo: un romance de un dirigente de alto perfil en plena campaña, fotos, videos, lujos y una provincia pobre. Es por eso que le instruyeron que lo mejor sería dar una respuesta rápida con la salida de Insaurralde del Gabinete y a su vez enviar un mensaje de austeridad.

El escándalo también lo deja muy mal parado a Máximo Kirchner. Insaurralde era nexo entre el hijo de la Vice -uno de los líderes del PJ bonaerense– y los intendentes del Conurbano. Según revelaron a TN, el lomense solía “calmar” los reclamos de los jefes comunales descontentos, por lo que Máximo pierde a un valioso aliado y queda mucho más débil hacia adentro de la interna.

Advertisement

POLITICA

El Gobierno destinará casi US$90 millones a la impresión de billetes de $10.000 y $20.000

Published

on


El Banco Central (BCRA) anunció la emisión de nuevos billetes de $10.000 y $20.000, cuya circulación comenzará en el tercer trimestre del año. Esta medida, anunciada por el gobierno de Javier Milei, busca “facilitar las transacciones en el contexto de alta inflación que atraviesa el país”. Según un pedido de acceso a la información pública realizado por TN, se destinarán más de US$1000 millones en total para este proyecto, con un costo inferior a las impresiones realizadas durante la gestión de Alberto Fernández.

Para la impresión de estos billetes, el BCRA contrató a dos empresas extranjeras: China Banknote Printing and Minting Corporation y Crane Currency Malta Limited. La entidad china imprimirá tanto los billetes de $10.000, que llevarán el rostro de Manuel Belgrano y María Remedios del Valle, como los de $20.000, que mostrarán a Juan Bautista Alberdi. Crane Currency Malta Limited también producirá parte de los billetes de $10.000. En total, se imprimirán 1.190 millones de billetes, de los cuales 960 millones serán de $10.000 y 230 millones de $20.000, lo que equivale a un promedio de 21 y 5 billetes por argentino, respectivamente.

El costo de imprimir estos billetes es significativamente menor que el de las emisiones anteriores. El contrato con China Banknote Printing and Minting Corporation asciende a US$78.790.000, mientras que Crane Currency Malta Limited recibirá US$10.735.000. Según datos oficiales, el costo por mil billetes de $10.000 es de US$84,92 en China y US$56 en Malta, mientras que los billetes de $20.000 cuestan US$58 por mil unidades. Estos precios son inferiores a los pagados durante la gestión de Alberto Fernández, donde se llegó a pagar hasta US$120 por mil billetes de $1000.

El cambio en los costos se debe en parte a la decisión de la nueva gestión del BCRA de contratar directamente a imprentas extranjeras, evitando la intermediación de la Casa de Moneda, que era habitual en la administración anterior. Esto ha permitido reducir gastos, especialmente en logística, ya que los billetes de mayor denominación requieren menos papel para la misma cantidad de dinero en circulación. Una fuente del BCRA indicó que “al imprimir billetes de mayor denominación también se reducen considerablemente los gastos de logística porque se demanda menos papel para cubrir igual cantidad de circulante”.

Finalmente, aunque desde la gestión anterior se argumenta que los billetes eran más caros debido a mayores medidas de seguridad, las nuevas autoridades aseguran que los billetes de $10.000 y $20.000 cuentan con las medidas de seguridad tradicionales, como la marca de agua y el hilo de seguridad, además de elementos que permiten su reconocimiento por máquina. En 2023, la alta demanda de billetes obligó al Estado a gastar US$7 millones en transporte aéreo y marítimo para traer el volumen necesario al país.

Continue Reading

LO MAS LEIDO

Tendencias

Copyright © 2024 - NDM Noticias del Momento - #Noticias #Chimentos #Politica #Fútbol #Economia #Sociedad